Monserrat, con los tapones de punta por la vuelta a la presencialidad

El titular de la UEPC salió al cruce de los anuncios del Gobierno. El gremio había advertido este viernes sobre la inconveniencia de la decisión; como así también respecto a la vacunación y la necesidad de reducir la circulación.

Luego de una jornada en la que la UEPC había advertido sobre la “tragedia sanitaria” que se vive en la Provincia de Córdoba, Juan Monserrat cruzó a las autoridades provinciales que anunciaron esta tarde el regreso a las aulas para la mayor parte del sistema educativo cordobés. 

“El retorno a la presencialidad educativa de los niveles inicial, primario, especial y secundario -en localidades de menos de 30 mil habitantes- es incomprensible. No conocemos sus fundamentos y nos cuesta imaginarlos”, escribió el titular del gremio docente en sus redes sociales ni bien se enteró de la decisión que fue anunciada este viernes por el vicegobernador Manuel Calvo. 

“Exponer a niños y docentes en el peor momento de la pandemia para sostener un eslogan publicitario es imperdonable. Le pedimos al Gobierno que recapacite”, prosiguió Monserrat, cuya organización sindical había advertido que era necesario colaborar con la reducción de la circulación de personas y avanzar con la vacunación de los docentes en pos de garantizar un regreso a clases “cuidado y seguro”. 

“A la comunidad le solicitamos que no envíe a sus hijos a la escuela. El riesgo es muy grande. Mientras esta etapa crítica pasa podemos educar temporalmente desde la virtualidad”, señaló el secretario general de la UEPC.

El gremio docente había lanzado un comunicado que bajo el título “El derecho a la educación debe ser cuidado y seguro”, advertía sobre lo que se define como una “verdadera tragedia sanitaria”, exigiendo avanzar en dos medidas para dar continuidad a las actividades escolares:

1. Reducir la circulación de personas porque ayuda a la baja en los niveles de contagio general y en particular de docentes y estudiantes. La actividad áulica presencial implica necesariamente más circulación de personas y un mayor uso del transporte público de pasajeros.

2. Vacunar a la totalidad de los docentes. Aún queda un número importante de docentes sin vacunar. Si bien ha comenzado la vacunación en el nivel secundario, especialmente en el interior el alcance de la campaña de inmunización es muy limitada. Sumar más personal docente vacunado debe ser una prioridad. Reconocemos el importante esfuerzo que se lleva adelante para conseguir vacunas y también valoramos la organización de la logística para la colocación de dichas vacunas, pero no se debe desconocer que la mayoría de las y los docentes aún no está vacunada.

FUENTE: LA NUEVA MAÑANA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s